Archivo

Entradas Etiquetadas ‘turkana boy’

Otro de esos días caleidoscópicos

martes, 25 de agosto de 2009

Me encantan los días caleidoscópicos. Son esos días en los que parece que todo encaja a la perfección, son días completos en forma y contenido.

Entrada al Museo Nacional de Nairobi

Aunque hoy era fiesta nacional porque la gente del censo se dedicaba a contar habitantes y hacerles interesantes preguntas sobre si tenían o no televisión, nos hemos levantado temprano porque queríamos bajar a Nairobi a visitar algunos sitios. El primero era el Museo Nacional de Nairobi. El plan continuaba con una comida en un restaurante indio que nos habían recomendado, y terminaba con una visita a una tiendacalle comercial en la que, según otra recomendación, encontraríamos buenos precios. No todo ha salido como esperábamos, pero bueno, pole pole 🙂

Aquí, mi primo...La opción del Museo sí que cuajó. Como abren desde las 9:30 y a pesar de que cierran a las 18:00, llegamos temprano por la mañana para entrar los primeros y no encontrar demasiada gente. Cómo no, la entrada tenía precio mzwngu, es decir 800 chelines o unos 8 euros, ocho veces el precio que paga un residente. El precio no incluye la visita al Snake Park, que cuesta lo mismo que el museo, pero tuvimos la oportunidad de sacarle fotos a tres cocodrilos a los que se llega a través del Jardín Botánico.

El museo no es muy grande pero tiene piezas muy interesantes relacionadas con la prehistoria de Kenia, su cultura, su riqueza natural o sus pueblos. Es un museo antropológico, etnológico, de historial natural y artístico al mismo tiempo. Al final no hubo tanta gente a pesar de la fiesta, lo que hizo el recorrido bastante cómodo, pero tuvimos la mala suerte de contratar un guía con prisa, y nos llevó a matacaballo. Pero la visita mereció la pena.

Había oído que el museo albergaba ciertas piezas paleontológicas de gran valor, pero no imaginé que eran de un valor tan grande. Amigos, he visto con estos mis ojos que se ha de comer la tierra al Niño de Turkana. Soy feliz.

Turkana Boy, o el Niño de Turkana

Como era fiesta, al final se nos chafaron los planes de comer en el restaurante indio y visitar la calle comercial. Todo estaba cerrado, excepto un “restaurante” que Jorge e Idoia conocían de otro día. Hay varios parecidos, pero este estaba relativamente vacío y sabíamos que era barato. Comí medio pollo, patatas fritas, y un Sprite por 300 shillings, o sea 3 euros. Genial 🙂

Visto que no había manera de hacer nada más en Nairobi, decidimos coger un Citi Hoppa para acercarnos al Dormans (una especie de pequeño Starbucks) cerca del Nakumatt de Karen (lo que viene a ser un Alcampo) y tomarnos allí un café que al final resultó ser un batido de chocolate. Aunque estaba muy bueno, el batido fue lo de menos realmente, y lo de más fue la charla que tuvimos acerca de la amistad. Buena gente esta con la que estoy…

En fin, que Jorge e Idoia se iban para su casa, y Belén y yo nos volvimos a Nyumbani a punto para cenar… ugali y sukuma wiki, pero de nuevo fue lo menos importante. En la cena nos acompañó Nicholas, el coordinador del Nyumbani Village, y más tarde se unió Sister July. Entre Letty, Belén, Nicholas y Sister July arreglamos el mundo hablando de “agroforest”, de Obama, de Paulo Coelho, del uso ético de la tecnologías de la información, de ética, de familia, de inmigración y de un millón de cosas más…

Y de postre, un post.

nyumbani , , , ,